domingo, 27 de enero de 2013

Será.

Será que por ir a contracorriente
hemos acabado mirando en la misma dirección,
que mientras la gente nos llenaba de excusas
tú y yo solo pensábamos en besarnos,
que justo cuando el mundo se quedaba sin palabras
nos llenamos la boca con acentos de otro mundo
y en cierto modo lo salvamos
-nos salvamos-,
y nos dio a nosotras en compensación.

Será que me levantaste la mirada del suelo
mientras tú mirabas al cielo
y el choque fue algo así como implosionar
pero de ti para mí,
y viceversa.

Será que me acariciaste así,
como si fuera de mi cuerpo
terminarán los límites de esta ciudad,
y quise quedarme a vivir en tus manos
más de lo que dura un beso.

Será que no nos esperábamos
y por eso ahora no nos vamos,
porque lo bonito de todo esto
es ver que la sorpresa sigue ahí
cuando abres los ojos.

6 comentarios:

Juan Antonio dijo...

No voy a decirte una vez más que hipnotizas. Merde, ya lo he dicho.

AtaqueEscampe dijo...

Mmm escucha " será" de Rafa pons, te hará bien, te gustará

Suso dijo...

Impresionante! de verdad. No tengo más que decir. Me voy de tu blog con el alma de puntillas.
Un abrazo

Nerea dijo...

Pestañear y seguir viendo la sorpresa.

Bravo, Elvira.

g dijo...

Y perdurar en la magia de esa sorpresa, con viejos trucos y malabarismos de altura...

y percibir en la confirmación de un beso que no es un sueño, que seguimos adelante... él y yo

Fucking life dijo...

amo tu blog♥