martes, 1 de abril de 2008

La primavera ha llegado vestida de ti

Me encontraste esperando a tu silencio y te aproximaste deslizándote entre mi anhelo, dibujando tu sonrisa en mi piel, regalándome la mirada más profunda. Te veo y quisiera abrazarte entre el viento dejando que sea el aire el único que se interponga entre nosotras. Me hablas y me enredo en tu voz, sueño entre tus palabras y en tu boca quiero morir. Y es entonces cuando llega tu azul y entierra mis sentidos entrelazándose con lo que queda de mí, con lo que tu mirada deja que continúe respirando. Te eché de menos mientras vivía sin tu aroma a mi lado, pero regresaste y contigo mi pulso volvió a latir.

4 comentarios:

claudia dijo...

qué hermosa primavera :)

y siempre en tus palabras, suena como un atardecer a través de los últimos rayos del sol, y no quiero ser poética, simplemente, esa es la imagen que sentí al leer esto

bello como siempre
un abrazo "bonita mirada" :)
claudia

Solveig dijo...

Veo que estás tan enamorada de la primavera como yo...

Un abrazo, preciosa.

Dríada dijo...

Muy lindo.

Saludos ;)

lanobil, dijo...

¡Qué apasionadas palabras! todavía él estará dando gracias por ser su destino, espero. Un saludo y es un honor para mí que me enlaces.