viernes, 20 de junio de 2008

Incierto infinito

Me he acostumbrado a verte, a guardarte en mi pupila. A respirarte mientras suspiras, a rozar en silencio tus sonrisas. Me he acostumbrado a añorarte cuando estás y anhelarte cuando tu olor me sorprende en un pestañeo. Me he acostumbrado a beber de tu voz rasgada, a esconderme tras un silencio que dice lo que mis manos no pueden escribir, a desdibujarte en los cristales empañados de mis ojos. Me he acostumbrado a hacer de ti poesía, a contemplarte sin esconder mi temblor y a narrarte el color de una mirada. Me he acostumbrado a ti, a tu aliento, a tu color y a la infinidad de silencios enjaulados. Me he acostumbrado a acariciar cada roce que el viento nos brinda, dibujando caricias en las nubes que te prestas a pintar. Me he acostumbrado a que me inspires. Me he acostumbrado a que estés.
No te vayas. Todavía no. No quiebres las manos que te dibujan. No ahora.

6 comentarios:

Luis dijo...

Que no se vaya tu muso (digo muso ahora que está de moda destrozar el lenguaje por esto de la igualdad)

Cabrón Insensible dijo...

"Me he acostumbrado a hacer de ti poesía"

encantador, muchas gracias.

Anónimo dijo...

No sólo es precioso lo que escribes, sino de una hondura impropia de los 16 años. "Me he acostumbrado a que me inspires. Me he acostumbrado a que estés"... Sublime.
Prometes, niña.

Anónimo dijo...

ME GUSTA ESCRIBIR .. PERO TU .. CON SOLO 16 AÑOS NO PUEDO CREERLO ESCRIBES MUY BIEN ..
ENLASAME PALABRAS-SIN-MELODIAS.BLOGSPOT
ESTEMOS EN CONTACTO ..
REALMENTE ME INSPIRAS MARAVILLOSO TU BLOG ..
SALUDOS LULY-ARGENTINA

De acá dijo...

Tantas tantas veces me he sentido asi...

acostumbrarme a la ausencia me desangra...

vas añadida a los contactos
espero q no te moleste

:) y si te molesta
avisame :)

Caramelo de Uva dijo...

Todos somos ausentes y mas en silencio.


Caramelos para tu blog.